Ni rastro de Ryanair ni de ninguna otra low cost: la solución escogida por el ejecutivo de Miguel Ángel Revilla es la de firmar un nuevo acuerdo de promoción turística con Air Nostrum. La aerolínea valenciana facilitará así la conexión aérea entre Madrid y Santander, bloqueando los precios para dos de sus vuelos cada día. De este modo, el precio máximo será de 90€ si se adquiere ida y vuelta durante entre dos y cinco días antes del primer vuelo. A medida que la antelación baje, el precio irá paulatinamente aumentando hasta los 240€ como máximo.

Este convenio busca establecer la línea aérea con la capital como fundamental y vertebradora para la región, enmarcándose el acuerdo como de interés regional. El acuerdo no lleva anexo una contrapartida económica, aunque sí fija puntos en los cuales el Gobierno podría, puntualmente, aportar una retribución económica a través de la empresa pública consitutída para la promoción del Año Santo Lebaniego 2017.

Esta reducción tarifaria comenzará a aplicarse a partir del mismo 1 de enero de 2016, no implica ningún aumento en frecuencias o capacidades de los vuelos (operados por un CRK de 100 plazas, de las cuales Air Nostrum únicamente puede vender 90) y será anunciado antes de finales de año, probablemente el 29 de diciembre, en un acto público en la sede del Gobierno de Cantabria, a la que acudirán representantes tanto de Air Nostrum como del Gobierno de Cantabria.

Air Nostrum cumplió el pasado mes 20 años de operaciones en Parayas, celebración que también se remarcará cuando el próximo día 29 se celebre el anuncio.

No hay comentarios

Dejar una respuesta